Inicio » Prensa » Actualidad » Preparados para el inicio del periodo de anidación de tortugas marinas

Preparados para el inicio del periodo de anidación de tortugas marinas

Martes, 16 Junio, 2020

Hoy celebramos el Día Mundial de las Tortugas Marinas, cita anual que coincide con el inicio de la temporada de desove de las quelonias en nuestras playas. Durante los últimos años se han detectado en la costa mediterránea española eventos de anidación que sugieren que podríamos encontrarnos ante un proceso de colonización, derivado del proceso de cambio global en el que estamos inmersos.

Ante esta situación, en el marco del LIFE INTEMARES seguimos impulsando una serie de medidas de actuación para favorecer el asentamiento de las tortugas marinas en el litoral español, mejorar su conocimiento y garantizar su protección. Para ello, el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico cuenta con la implicación de comunidades autónomas litorales, así como universidades, centros científicos y de recuperación.

En concreto, hemos avanzado en la elaboración de la Estrategia para la conservación de la tortuga común (Caretta caretta) y otras tortugas marinas que utilizan las aguas españolas como zonas de alimentación, desarrollo, reproducción o lugar de paso en sus largos viajes transoceánicos.

Bajo este marco, se recogerán medidas para su protección, actuaciones de seguimiento y líneas de investigación, que servirán de base para las acciones de conservación y gestión que desarrollen las diferentes administraciones implicadas.

Detección de nidos

La tortuga boba (Caretta caretta), la más común en aguas españolas, ha aumentado su frecuencia de avistamiento y aparición en el litoral mediterráneo español, tanto de juveniles como adultos. Los expertos, además, constatan que el número de nidos es, seguramente, mayor del que se detecta, por lo que es necesario impulsar medidas que contribuyan a su localización y garanticen su supervivencia.

Por ello, una temporada más, se intentará marcar a las hembras reproductoras que lleguen a nuestras costas para su seguimiento vía satélite, con el objetivo de estudiar su comportamiento y facilitar la detección de sus nidos.

Además, se están consensuando medidas de actuación a nivel nacional para reforzar la coordinación entre todos los agentes implicados en estos eventos esporádicos de anidación.

La colaboración ciudadana también es fundamental. Ante la localización de algún nido, rastro o ejemplar de tortuga marina, se debe avisar de inmediato al 112.

En esta línea, entidades como la Universidad de Barcelona y la Asociación Chelonia, cuyos proyectos contribuyen a las acciones de conservación de tortugas marinas del LIFE INTEMARES, han iniciado acciones de mejora del conocimiento y sensibilización, incidiendo en la importancia del papel de la ciudadanía en la conservación de las tortugas marinas en el litoral español.

En el marco del proyecto NIDOS-Caretta, la Universidad de Barcelona incluye acciones para maximizar el éxito de los eventos de anidación de la tortuga común, entre las cuales, estudios científicos para entender por qué han aumentado los episodios de nidificación. También utilizarán herramientas genómicas para averiguar la región de origen de los ejemplares reproductores, entre otras actuaciones.

Por su parte, la Asociación Chelonia desarrolla un proyecto para actualizar el estado de conservación de la tortuga laúd en el Atlántico español. Los datos científicos obtenidos contribuyen a la elaboración de la Estrategia de conservación de tortugas marinas.

La tortuga laúd y la común o boba son dos de las seis especies de tortugas marinas que se han observado en España, junto a la verde, carey, lora y olivácea. Todas ellas son especies altamente migratorias. Sus poblaciones están amenazadas a nivel global debido a numerosos factores derivados de las actividades humanas, como la pérdida y degradación de hábitats esenciales, las interacciones con diversas pesquerías, la contaminación o las basuras marinas.

Conocimiento para la gestión

El proyecto LIFE INTEMARES avanza hacia un mejor conocimiento de especies como las tortugas marinas con el objetivo de avanzar hacia un cambio de modelo de gestión eficaz de los espacios marinos de la Red Natura 2000, con la participación activa de los sectores implicados y con la investigación como herramientas básicas para la toma de decisiones.

La Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico coordina este proyecto integrado, en el que participan como socios la Dirección General de Biodiversidad, Bosques y Desertificación del propio ministerio, el IEO, CEPESCA, SEO/BirdLife y WWF-España. Cuenta con la contribución financiera del programa LIFE de la Unión Europea, entre otras fuentes de financiación.